Art. 3939 Codigo Civil Velezano Anotado  



    Codigo Civil Velez Sarsfield Anotado >>

    LIBRO IV - DE LOS DERECHO REALES Y PERSONALES >>

    SECCION SEGUNDA CONCURRENCIA DE LOS DERECHOS REALES Y PERSONALES CONTRA LOS BIENES DEL DEUDOR COMUN >>

    TITULO II - Del derecho de retención >>

    << Art Anterior || Art Siguiente >>

    El derecho de retención es la facultad que corresponde al tenedor de una cosa ajena, para conservar la posesión de ella hasta el pago de lo que le es debido por razón de esa misma cosa.


    Nota:3939. MOURLON, "Privil.", num. 214. Este autor, en el apéndice que ha puesto en su obra, "Examen crítico al comentario de TROPLONG sobre los privilegios", ha tratado extensamente la materia desde el número citado. El jurisconsulto RAUTER, publicó también un extenso y notable escrito sobre el derecho de retención, que se encuentra en la Revista de Foelix, años de 1841, t. 8, p. 769 y 1844, p. 565.
    Es preciso, como lo dispone el artículo que haya una deuda por razón de la misma cosa. En cualquier otra circunstancia, los principios se oponen al ejercicio del derecho de retención, porque el acreedor no puede sin convención, o sin el auxilio de una ley, arrogarse sobre la cosa ajena un derecho real.
    La retención es el ejercicio del derecho natural que nos permite mantenernos en el estado en que legítimamente nos encontramos. No basta que el poseedor de la cosa de otro, tenga un crédito contra el propietario de esta cosa, para que goce el derecho de retenerla; es preciso, además, que su crédito se refiera a la relación existente entre él y el propietario; es decir, que la obligación de éste haya nacido por ocasión de la cosa: que ella sea correlativa a la obligación que tiene el poseedor de restituir la cosa que detiene. Así, tres condiciones son necesarias para el derecho de retención; 1ª, posesión de la cosa de otro por un tercero; 2ª, obligación de parte del propietario respecto del poseedor; 3ª, conexión entre la cosa retenida y el crédito del que la retiene.
    El derecho de retención no es propiamente un privilegio; pero bajo algunas relaciones como una afectación especial de una cosa del deudor, es una causa de preferencia a beneficio de un acreedor contra los otros acreedores. Existe entre la retención y el privilegio una diferencia muy notable. El derecho de preferencia tiene lugar en todos los casos, es decir, aunque la cosa gravada con el privilegio se haya convertido en dinero. Que haya sido vendida a instancia de otros acreedores del deudor, o por el acreedor privilegiado: en uno y otro caso, el privilegio produce su efecto ordinario. Pero no así el derecho de retención. El propietario puede disponer de la cosa retenida, mas como no puede transferir sino su derecho, tal como lo tiene, si la enajena, el que adquiere la cosa, siendo sucesor singular del propietario, está obligado como éste a entregar al tenedor de ella el importe de su crédito, lo que verdaderamente le constituye un derecho de preferencia sobre los otros acreedores. Lo que se dice de la enajenación voluntaria, debe también decirse de la enajenación judicial, pues ella no es sino el ejercicio, por parte de los acreedores, del derecho de enajenación que tiene su deudor, y la adjudicación, aunque tenga lugar a instancia de los acreedores, en definitiva se hace en nombre del deudor. MOURLON, núm. 219.
    Mas cuando él mismo procede a la venta, sucede un efecto diverso: él no tiene sobre el precio preferencia sobre los otros acreedores, pues que carece de privilegio; y ciertamente que no pretende retener la cosa hasta ser pagado, desde que ha procurado su venta y ha consentido en la enajenación, lo que importa una renuncia tácita de su derecho de retención. MOURLON, obra citada, núm. 219.
    En resumen, constituyendo la retención un derecho directamente establecido sobre la cosa misma que tiene por objeto, modifica al mismo tiempo el derecho de propiedad del deudor, y por consecuencia la garantía de sus acreedores. El deudor, aunque propietario de la cosa retenida y aunque tenga el derecho de disponer de ella, no puede, sin embargo, enajenarla válidamente, sino a condición de respetar el derecho del que la retiene. Si la vende, la cosa pasa con la carga que la grava, el adquirente, que no podrá obtener su entrega sino satisfaciendo previamente al acreedor que la retiene.


    El articulo-3939, se relaciona con el/los artículo/s en el Código Civil y Comercial

    ¿ No encontraste lo que buscabas? : Haz tu pregunta en el Foro

    Si no encontró el comentario de este Articulo revise el siguiente art. : Art Siguiente >>


    Ver articulos: 3936 - 3937 - 3938 - 3939 - 3940 - 3941 - 3942 -


    Artículo derogado NO VIGENTE de la Republica Argentina
    Fuente de información: infoleg.gob.ar/
¿Mejoramos la definición?
Puntos: 4 (1 votos)





¿ Te sirvió el artículo ? Compártelo!
           



Cantidad de vistas: 1214
[ Destacado del año]:   Responsabilidad civil de los motores de búsqueda de Internet
[ Destacado del mes ]:   Jurisprudencia en Fallos judiciales


[*] Responsabilidad civil de los motores de búsqueda de Internet
[*] Jurisprudencia en Fallos judiciales

Tendencias:


  1. 1262
  2. 544
  3. sucesores universales
  4. embargo
  5. 1313
  6. 1891 ccc
  7. 518
  8. 62 y sgts
  9. art 2689 ccc
  10. derecho a la imagen
  11. locacion
  12. wwe.anses.gob.ar
  13. la sucesion del fisco
  14. articulo 972 oferta
  15. cargos públicos
  16. oferta
  17. vicios redhibitorip
  18. 1091
  19. 1330

Buscar en el sitio:


    • Codigo Civil Velezano Anotado  
    • Mapear Código de Velez

Síguenos en ...