Art. 34 Codigo Civil Velezano Anotado  



    Codigo Civil Velez Sarsfield Anotado >>

    LIBRO PRIMERO - DE LAS PERSONAS >>

    SECCION PRIMERA DE LAS PERSONAS EN GENERAL >>

    TITULO I - De las personas jurídicas >>

    << Art Anterior || Art Siguiente >>

    . Son también personas jurídicas los Estados extranjeros, cada una de sus provincias o municipios, los establecimientos, corporaciones o asociaciones existentes en países extranjeros, y que existieren en ellos con iguales condiciones que los del artículo anterior.


    Nota:Artículos 33 y 34. El Cód. de Chile, en el título "De las personas jurídicas", no reconoce como tales, al Fisco, a las municipalidades, a las Iglesias, a las comunidades religiosas, ni a las sociedades anónimas, por la razón de ser regidas por legislaciones especiales, o ser personas del derecho público. FREITAS combate la doctrina y las resoluciones del Cód. chileno, diciendo que debe reconocerse la soberanía del derecho civil, siempre que se trate de bienes, de su posesión y dominio; que un Estado extranjero puede verse en el caso de demandar a un individuo en su domicilio por obligaciones o créditos a su favor, sin poder llevar el negocio por la vía diplomática. Desde que se reconoce que las mismas obligaciones que se forman entre particulares, pueden formarse entre un Estado y un particular, es forzoso admitir que los tribunales deben administrar justicia, sin distinción de personas. Los tribunales franceses están declarados competentes para juzgar las cuestiones civiles entre el Gobierno y los simples particulares, lo que no puede explicarse sin admitir la misma personalidad jurídica creada para las asociaciones de interés público.
    Para sostener los dos artículos contra la grande autoridad, que para con los jurisconsultos debe gozar el Cód. de Chile, creo que debe decirse algo más.
    En nuestra República no puede haber duda alguna en la materia. La Constitución Nacional ha creado una Suprema Corte de Justicia, ante la cual el Estado, en cuestiones con los particulares, debe demandar sus derechos, y ante la cual también puede ser demandado, previa autorización del Congreso. La misma Corte de Justicia es el tribunal competente en las cuestiones civiles de una provincia con otra, o entre un Estado y las personas particulares. Por consiguiente el Estado y las provincias son personas civiles, personas jurídicas, desde que no son personas individuales, y pueden estar en juicio sobre sus bienes, o sobre sus derechos a la par de los particulares. Además, las leyes de la Nación reconocen en los Estados, derechos exclusivos sobre bienes y territorios, y los distinguen de las propiedades nacionales. Las leyes provinciales, por otra parte, clasifican y determinan los bienes que sean municipales, distintos de los bienes del Gobierno del Estado, residiendo el dominio y la administración en las respectivas municipalidades.
    Y este derecho no es nuevo; era el derecho administrativo del Imperio Romano, que en mucha parte ha llegado hasta nosotros. En Roma, el Fisco podía ser demandado ante los jueces ordinarios. Mil leyes sobre sus privilegios en los juicios, demuestran que el Estado era considerado como persona civil, capaz de adquirir bienes y contraer obligaciones con los particulares. Las causas fiscales tenían el beneficio de ser juzgadas en presencia del abogado fiscal (1). En los juicios, el Fisco no podía ser condenado a pagar intereses (2). Cuando el Fisco demandaba no se le podía oponer la compensación sino cuando la suma era debida por la misma oficina que demandaba (3). Los jueces no podían, en las cuestiones fiscales, obligar al Fisco a dar fianzas, porque siempre se le presumía solvente (4), y varios otros privilegios, como el de la restitución de la sentencia. En cuanto a las municipalidades, Roma como en los pueblos modernos, tenían bienes propios que no pertenecían al Fisco del Imperio, y que administraban con absoluta independencia de los Emperadores. SERRIGNY, en su grande obra sobre el Derecho Administrativo del Imperio Romano, al tratar de los bienes de las municipalidades, principia el cap. 8 de esta manera: "Desde la más remota antigüedad, las municipalidades han formado personas morales o jurídicas, y en esta calidad han sido reconocidas capaces de adquirir y poseer bienes".
    Cuando Roma, por la conquista, se anexaba un Estado, ordinariamente le dejaba su régimen particular, contentándose con solo imponerle algunas cargas. Esto no inquietaba al despotismo imperial. El Derecho Romano reconocía en las municipalidades una persona moral capaz de adquirir bienes y contraer obligaciones (5). El ejercicio de las acciones municipales se hacía bajo el nombre de un actor o síndico elegido por la Curia. La ley permitía el embargo de los bienes de los deudores a una municipalidad; y a su turno, si una municipalidad era condenada, el acreedor podía hacerse dar la posesión de bienes municipales, y obtener un decreto para hacerlos vender (6). Esto prueba que los bienes de las municipalidades pertenecían a una persona igual a las demás en razón de sus bienes, derechos y obligaciones.
    Respecto a la Iglesia, podemos decir que después de la Constitución de Constantino en 321 por lo cual cada Iglesia o asamblea católica adquirió la capacidad de recibir bienes de las disposiciones testamentarias de toda persona, llegó ella a ser una persona jurídica (7). No tenía ninguna dependencia del Estado en la administración de sus propiedades (8), y estuvo siempre exenta de las contribuciones directas, derecho que ha regido en España hasta el siglo pasado. Poco importaba pues, que, como Iglesia espiritual, estuviera sujeta a otra legislación, si en cuanto a sus bienes y a las relaciones de derecho sobre ellos con los particulares, debía necesariamente reconocer la autoridad del derecho civil. En Roma abundaban los establecimientos de beneficencia: hospicios para los recién nacidos, para los huérfanos pobres, para los ancianos, para alimentar a los indigentes inválidos, para viajeros pobres, hospitales para curar enfermos, etc., etc. Ninguno de los establecimientos de beneficencia existentes en la época actual, dice SERRIGNY, era desconocido de los romanos; y todos eran considerados como personas jurídicas, con capacidad de poseer y adquirir bienes (9). Las asociaciones, corporaciones o establecimientos públicos, podían, a ejemplo de las municipalidades, poseer bienes, tener una caja y un síndico para administrarlos y representarlos en todos los actos de la vida civil (10). En otros términos, estas corporaciones, continúa el autor citado, constituían una persona moral, enteramente distinta de los miembros que la componían. La consecuencia de la personalidad de una corporación era que lo que ella debía, no era debido por los individuos que la componían, y recíprocamente, que lo que se le debía, no era debido, a ninguno de sus miembros (11).
    (1) Quod sine advocato pronunciatum sit. Divus Marcus, rescripsit nihil esse actum. L. 7. Dig. De jure fisci. y L. 3 § 9, eodem tít.
    (2) Fiscus ex suis contractibus usuras non dat. L. 17 § 15. Dig. De usuris. L. 6. De jure fisci.
    (3) Et senatus censuit et saepe rescriptum est; compensationi in causa fiscali ita demum locum esse, si eadem estatio quid debeat quoe petit. L. 1. Cód. De compensat.
    (4) Nec. solet fiscus satisdare. L. 1 § 18. Dig. Ut. legat.
    (5) LL. 1 y 2. Dig. Quod cujusq. univer.
    (6) L. 8. íd. y LL. 1 y 2 Dig.
    (7) Habeat unusquisque licemtiam sanctissimo catholico, venerabilique concilio decedens bonorum quod obtaverit, relinquere.
    (8) Véase SERRIGNY, cap. 5.
    (9) Lib. 2, tít. 6 § 1002.
    (10) L. 1, § 1. Dig. Quod cujusq. univer. SERRIGNY, § 1003.
    (11) Si quid universitati debetur singulis non deletur, nec quod debet universitas singuli debent. L. 7, §


    El articulo-34, se relaciona con el/los artículo/s en el Código Civil y Comercial

    ¿ No encontraste lo que buscabas? : Haz tu pregunta en el Foro

    Si no encontró el comentario de este Articulo revise el siguiente art. : Art Siguiente >>


    Ver articulos: 31 - 32 - 33 - 34 - 35 - 36 - 37 -


    Artículo derogado NO VIGENTE de la Republica Argentina
    Fuente de información: infoleg.gob.ar/
¿Mejoramos la definición?
Puntos: 0 (0 votos)





¿ Te sirvió el artículo ? Compártelo!
           



Cantidad de vistas: 2007
[ Destacado del año]:   Responsabilidad civil de los motores de búsqueda de Internet
[ Destacado del mes ]:   Jurisprudencia en Fallos judiciales


[*] Responsabilidad civil de los motores de búsqueda de Internet
[*] Jurisprudencia en Fallos judiciales

Tendencias:


  1. union convivenvial
  2. herederos forzosoa
  3. 1084
  4. 1721
  5. ex profeso
  6. obligaciones civiles morales naturale...
  7. 1923
  8. 1924
  9. 360 cpcc nacion
  10. 3986
  11. 958
  12. indivisibilidad de la prueba
  13. art 2048
  14. atracción quiebra
  15. calumnias e injurias
  16. cosas muebles
  17. liberalidad
  18. requisitos del pago
  19. calumnias e injurias
  20. civiles morales

Buscar en el sitio:


    • Codigo Civil Velezano Anotado  
    • Mapear Código de Velez

Síguenos en ...